California lidera en muerte por sobredosis en prisiones

Los presos en california estan muriendo de sobredosis por causa de drogas ilícitas a un índice tres veces más alto que el promedio nacional, reveló el Associated Press. Asimismo, no está claro si las medidas implementadas durante este año, las cuales buscan detener el ingreso de drogas ilícitas a las prisiones, están teniendo efecto.

Es por esto que grupos que defienden los derechos civiles están alertando y criticando las nuevas pólizas en prisiones estatales.El Departamento de Corrección y Rehabilitación planea invertir este año $8 millones en detectores de drogas y en nuevos caninos detectores. Al mismo tiempo se busca implementar registros al desnudo a visitantes de los cuales se sospeche lleven drogas.Oficiales correccionales han incrementado los esfuerzos para desalentar el contrabando de drogas en cárceles. Hasta ahora no hay datos que muestren que las medidas están funcionando ya que desde el mes de diciembre se han realizado más de 6,000 revisiones -en visitantes y empleados en 11 prisiones de California- y no se ha encontrado a nadie en posesión de drogas. Sin embargo, ha habido críticas hacia los resultados positivos de las requisas ya que podrían ser falsos.Aquellos legisladores que supervisan las prisiones estatales incluyeron en el presupuesto del estado una medida que acabaría con las inspecciones y requeriría una evaluación de los nuevos procedimientos.“Es un proceso humillante que fácilmente puede ser usado para degradar gente y que solo se aplica en visitantes, quienes suelen ser mujeres”, comentó el senador demócrata Loni Hancock sobre las requisas al desnudo.Asimismo, Hancock comentó que existe una preocupación por los caninos usados ya que históricamente han representado la intimidación de las comunidades de color durante el movimiento por los derechos civiles de los años 60s.A pesar de no estar de acuerdo con las nuevas medidas, el interés común es que cesen las muertes relacionadas con las drogas. La evaluación que busca realizarse mostrará cuáles de los programas son efectivos y cuáles podrán prevenirlas.DrogasFoto: Archivo

De dónde viene la droga

Más de 150 reclusos han muerto a causa de sobredosis en California desde el 2006 con un incremento de 24 en el 2013. El compartir jeringas intravenosas contagia la Hepatitis C, la cual cobró la vida de 69 presos en el 2013.

El secretario correccional Jeffrey Beard, recientemente comentó a los legisladores que las drogas están incontrolables y es por esto que busca continuar con las medidas.Beard respondió que la falta de resultados podría ser porque solo el 5% de visitantes han sido requisados. Sin embargo, la meta es inspeccionar al 30%.Actualmente se están usando perros poco agresivos como los labradores y los golden retrievers. No obstante, la decisión de usar a los caninos para inspeccionar a personas y no a espacios desocupados, provocó la renuncia de Wayne Conrad el otoño pasado. Conrad era el coordinador del programa canino del estado y criticó el uso de perros menos fiables.A Conrad le preocupaba que los perros empezaran a alertar sobre personas con el más mínimo contacto con drogas, como aquellas personas quienes sus hijos fuman mariguana o usan otras droga. Esto requeriría inspecciones al desnudo innecesarias lo cual traería un gran número de demandas.En defensa del plan, Beard comentó que buscará alternativas a las requisas al desnudo ynegó la posibilidad de que visitantes y empleados que sean inocentes sean implicados equivocadamente.Sin embargo, esto le sucedió a Tania Gamboa de Riverside cuando visitó a su hermano en la prisión estatal de Kem Valley.Gamboa inicialmente se burló de que la máquina marcara positivo por heroína, diciendo que ni siquiera toma alcohol y mucho menos utilizaría drogas. Las risas de Gamboa se tornaron en llanto cuando la obligaron a desnudarse en frente de dos mujeres oficiales y tuvo que agacharse para demostrar de que no escondía drogas.Grupos que abogan por los derechos de los presos, comentaron que estas pólizas están convirtiendo a los visitantes en sospechosos y  expresaron que las estadísticas, los $8 millones, los 6,000 detectores y cero resultados, muestran que la nuevas tácticas se hicieron para intimidar y criminalizar a aquellas personas que visitan a sus seres queridos en prisiones.

fuente:laopinio.com

Compartir...

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*