Famosa ‘selfie’ de un mono lleva a un fotógrafo a la Corte por derechos de autor

Uno es un mono en peligro de extinción con una sonrisa cursi. El otro es un fotógrafo de la vida salvaje que se alejó de su cámara.

Los dos son el centro de un juicio presentado por PETA el cual quiere que el macaco con cresta gane los derechos de autor de una selfie que él tomó con la cámara desatendida del fotógrafo.

Pero primero revisemos cómo un mono indonesio se convirtió en el centro de un caso en una corte de Estados Unidos, así que… recapitulemos:

El fotógrafo David J. Slater estaba tomando fotografías de macacos crestados en Indonesia cuando dejó temporalmente su cámara en su trípode.

Por supuesto, los simios curiosos tomaron la cámara y se divirtieron con su nuevo juguete –oprimieron el botón y tomaron selfies comiquísimas, incluyendo la que ahora es famosa y que han apodado como “la selfie del mono” tomada por un macaco llamado Naturo.

Pero ahora PETA –Personas por el Trato Ético de los Animales– está demandando en nombre de Naturo, afirmando que él es el autor de sus selfies.

“Aun cuando el reclamo de derechos de autor por especies distintas al homo sapiens puede ser nuevo, ‘la autoría'; bajo el acta de derechos de autor, 17 U.S.C. § 101 et seq., es lo suficientemente amplia para permitir que la protección de la ley se extienda a cualquier trabajo original, incluyendo aquellos creados por Naturo”, dice la demanda que PETA presentó en una corte federal de California.

Slater se refirió a la demanda legal como ‘ridícula’.

“Obviamente estoy desconcertado por el estratagema de PETA, pero también enojado y además triste”, escribio Slater en FB, agregando que él ha trabajado con PETA en el pasado.

“Esto hace que las organizaciones benéficas a favor de los animales se vean mal, lo que me entristece, desviándose de los animales y enfocándose en estratagemas como este”.

David J. Slater, fotógrafo dueño de la cámara con la que Naturo se tomó la 'selfie'.

Wikimedia también lucha

Mientras que PETA reclama que el momo tiene los derechos de autor de la selfie, Wikimedia afirma que nadie los tiene.

Y eso también ha molestado a Slater.

Wikimedia, la cual ofrece sitios como Wikipedia, ha admitido la ‘selfie del mono’ en su sitio web de uso libre. Slater ha pedido a Wikimedia que retiren la foto, pero Wikimedia dice que la foto no puede tener derechos de autor porque los animales no pueden poseer derechos de autor… por lo que la selfie es de dominio público.

Como resultado –Slater afirma–, el fotógrafo profesional no puede ganar dinero con la famosa fotografía de la que él cree tener los derechos de autor.

Entonces, ¿quién gana?

Todo este asunto de monos plantea dos preguntas legales interesantes: ¿Puede un animal siquiera obtener los derechos de autor de una selfie? Además, ¿puede un humano obtener los derechos de autor de la selfie de un mono?

Danny Cevallos, analista legal de CNN, dice que para calificar para la protección de derechos de autor en Estados Unidos, un trabajo debe cumplir con tres criterios:

– Debe estar fijo en un medio tangible. En este caso, esa sería la fotografía.

– Debe ser original. “En general, la originalidad es el umbral más bajo, y probablemente se satisface con la selfie del macaco”, escribió Cevallos. Pero hay un problema para animales como Naturo. Concretamente, el siguiente:

– El trabajo debe tener un “autor”. Y en Estados Unidos, el término “autoría” implica que el trabajo viene de un ser humano, dijo Cevallos. “Los materiales producidos exclusivamente por la naturaleza, por plantas o por animales no son sujetos de derechos de autor”, dijo.

Entonces si el mono no gana los derechos de autor de la foto, ¿puede ganarlos el humano?

No es probable, escribio Cevallos.

“Porque el mono no puede obtener los derechos de autor de un trabajo, el trabajo nunca podrá tener derechos de autor registrados”, dijo.

“En el caso de la selfie del mono por sí misma, la fotografía cae en el dominio público inmediatamente y para siempre, y puede ser usada por cualquiera, sin permiso”.

fuente:cnn.com

Compartir...

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*