Firman la ley para combatir la marihuana sintética

Nueva York

J.J. Williams los vio por primera vez en la escalera de la entrada de su edificio hace alrededor de dos años. Eran personas que bloqueaban su entrada día tras día, en la calle 124 con Lexington, a una cuadra del que ha sido llamado “el epicentro de la marihuana sintética“. Por su comportamiento, sabía que este nuevo estupefaciente estaba involucrado.  “Antes, con el crack, veíamos muchas peleas. Ahora ellos simplemente se desmayaban”, comenta Williams.

“Hemos tenido mucho apoyo de los residentes, de muchas familias”, dijo el alcalde Bill De Blasio en la ceremonia de firma de una ley que prohíbe la venta y producción de marihuana sintética o K2. En este evento, las autoridades detallaron las medidas que, esperan, reduzcan las situaciones como la que vivió J.J. Williams.

“Vender K2 será un delito castigable con hasta un año en prisión y una posible multa de $5,000, así como penalidades civiles de hasta $50,000. Y las leyes profundizan aún más en la venta, ya que podrán suspender o revocar las licencias de los negocios para vender cigarrillos”, dijo el alcalde De Blasio. La legislación incluso permitirá cerrar bodegas o tiendas que repitan este delito. “Esta ley nos dará poder adicional para atacar al núcleo económico de muchos negocios si es que, de hecho, ellos realizan esta negativa acción”.
A su vez, las autoridades llamaron a quienes estén teniendo problemas con las drogas, a buscar ayuda, la que está disponible a través de varias iniciativas de la ciudad. “Estas leyes están enfocadas en sacar al K2 de las calles, no en criminalizar a quienes lo consumen”, dijo la presidenta del Concejo Municipal, Melissa Mark-Viverito. Además, agregaron que, a pesar de ser llamada “marihuana sintética”, no se debe olvidar que poco tiene que ver con ésta y que sus efectos son más duros. “Hemos visto repetidamente que es una droga muy peligrosa e impredecible”, comentó Mark-Viverito. “Los efectos de K2 pueden llegar a ser mortales”.

La medida estará acompañada, además, con una campaña de difusión entre bodegueros y dueños de tiendas, así como público en general, para informar sobre la norma y sobre los negativos efectos de esta droga. A pesar de que estas drogas se han vendido hasta la fecha en tiendas, las autoridades destacaron que la ley penaliza cualquier venta.
En septiembre, la policía realizó un decomiso de dos millones de paquetes de marihuana sintetica en un departamento en El Bronx, drogas que están avaluadas en alrededor de $10 millones. Desde entonces, de acuerdo a la Policía, la presencia de este estupefaciente ya ha disminuido en las calles y, a su vez, han disminuido las consultas médicas relacionadas a su consumo. Hasta la fecha, una persona ha fallecido en la ciudad de Nueva York por el efecto directo de K2.

Disminuyen los casos

De acuerdo a la Policía, luego del gran decomiso de marihuana sintética en septiembre, las visitas hospitalarias relacionadas con su uso han bajado en un 28%.

Los síntomas de la K2

Las sobredosis de marihuana sintética ya están siendo rastreadas en los recintos médicos de Nueva York. La comisionada de Salud explicó que, debido a que sus componentes varían en cada paquete, los síntomas pueden ser variados. Entre ellos están las náuseas, vómitos, adormecimiento, alucinaciones, agitación e incluso violencia.“No debe haber preguntas al respecto: esto es peligroso y tiene consecuencias”, dijo Mary Bassett, comisionada del área.

fuente:eldiariony.com

Compartir...

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*