Latinos son menos dados a tener armas de fuego

Los hispanos poseen armas de fuego en menor proporción que los anglosajones y apoyan los esfuerzos del presidente Barack Obama de lograr un mayor control en la venta de armas tras las dos matanzas de la última semana.

En efecto, sólo el 11% de los hispanos en el país poseen armas de fuego comparado con el 16% de los afroamericanos y el 27% de los blancos según un informe presentado por el Centro de Política sobre Violencia (VPC).

“Culturalmente, los hispanos son menos dados a tener armas de fuego en su hogar pero desafortunadamente son el grupo que más sufre la violencia armada”, declaró hoy a Efe Marty Langley, analista principal de VPC.

De acuerdo con el análisis “Víctimas hispanas de violencia letal con armas de fuego en los Estados Unidos”, elaborado por VPC y presentado en junio, “la tasa de victimización por homicidios para hispanos en los Estados Unidos es casi el doble de la tasa correspondiente a la población raza blanca”.

Según destacó Langley, los homicidios con armas de fuego son la segunda causa principal de muerte para los hispanos entre los 15 y los 24 años de edad.

“En 2013, la tasa de victimización por homicidios para hispanos fue de 4,75 por 100.000, mientras que la tasa de victimización por homicidios para blancos fue de 2,50 por 100.000″, asegura el reporte.

La investigadora igualmente destacó que cerca de 3.000 hispanos murieron con armas de fuego en ese año, de los cuales 1.750 fueron homicidios y 1034 fueron suicidios.

“En mi casa, por seguridad de mi familia, nunca habrá un arma de fuego”, dijo hoy a Efe Jorge Molano, un ingeniero de sistemas que reside en el condado de Los Ángeles.

Para el hispano, no sólo se trata de evitar la violencia “que genera tener un arma a la mano”, sino que es consecuencia de un accidente que sufriera su familia, cuando un hermano menor muriera jugando con el revólver de su papá.

De la misma manera, los hispanos son más dados a apoyar las medidas de control sobre compra y posesión de armas de fuego.

Un informe del Centro de Investigación Pew, encontró que el 62% de los hispanos en el país favorece el control de la posesión de armas de fuego, cifra superior al promedio nacional del 45% y a la de los blancos de 39%.

El detalle del análisis de octubre de 2014 que en boletines recientes del Pew ha mantenido cifras similares, muestra que el 44% de los latinos considera que los estadounidenses deberían mantener el derecho para poseer armas “si se imponen ciertos límites”.

No obstante, algunos por razones de su trabajo, o por herencia cultural de sus regiones de origen, consideran importante tener un arma para la defensa personal y de los bienes.

Por mi trabajo yo tengo que ir a diferentes ciudades y a veces estar hasta la noche en vecindarios que no son los más seguros“, declaró a Efe Raymond Gómez, un contratista de construcción residente en el Valle de San Fernando, en el sur de California.

Por seguridad y protección, Gómez, nacido en California de padres mexicanos de Sinaloa, siempre lleva una pistola -bajo llave- en su vehículo de trabajo.

Un reporte del Proyecto de Políticas de la Universidad de Texas en Austin publicado en noviembre, encontró que el 57 % de los hispanos considera que las leyes actuales tienen “mucho que ver” o “una buena parte” con los recientes tiroteos masivos ocurridos en el país.

“Si los estados no tienen la forma de controlar quienes adquieren armas de fuego, no se debe permitir que se vendan como si fueran un artículo deportivo”, argumentó Molano.

No obstante, las asociaciones locales de usuarios de armas de fuego y la poderosa Asociación Nacional del Rifle (NRA) consideran que la culpa de la violencia no es de las armas.

“En la tradición estadounidense, y en la constitución, está consagrado el derecho a tener un arma para defender la vida y la propiedad”, declaró a Efe Chris Martínez, miembro de la Fundación Nacional de Deportes de Tiro.

“Culpar a las armas de fuego por las masacres es como culpar a las fábricas de automóviles por los casos en que un conductor atropella una persona y huye. Un vehículo también puede convertirse en un arma mortal”, concluyó el hispano aficionado a la caza.

fuente:eldiariony.com

Compartir...

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*