Obama: EEUU ha ignorado “el desastre sin igual” de la violencia armada

Al final, Obama sorprendio a todos al cantar Amazing Grace, un himno cristiano altamente popular en las iglesias negras, y pronto el resto de los asistentes, principalmente afroamericanos, se sumó al canto.

La muerte y el perdón

Obama ya ha tenido que dar discursos para consolar a víctimas de la violencia de las armas o del odio racial, pero esta masacre le afectó personalmente porque Pinckney lo conoció y apoyó durante su campaña electoral en 2008.

Por otra parte, Obama indicó que el responsable de la masacre, Dylann Roof, no logró profundizar las divisiones que datan “del pecado original de nuestra nación” sino que, por intervención divina, las familias de las víctimas han respondido con el perdón.

Roof, que aparece en fotos con la bandera confederada, era fiel seguidor de supremacistas blancos y, según declaró, entró a la iglesia durante la hora de estudio bíblico a “matar negros”. Roof afronta nueve cargos de homicidio y podría recibir la pena de muerte.

Al ofrecer una meditación sobre las tensiones raciales en EEUU, Obama tambien pidio la retirada de la banda confederada del capitolio en Culumbia, capital del estado, por considerar que, aunque ésta no fue la causa de la masacre, es un recordatorio de la opresión racial.

Quitar la bandera no sería “un acto de corrección política”, ni un insulto a los soldados confederados sino un reconocimiento de que la esclativud que defendieron fue una causa “equivocada”, señaló.

Obama, que estuvo acompañado de su esposa, Michelle Obama, del vicepresidente Joe Biden, se reunió en privado con los familiares de las víctimas al concluir el servicio fúnebre.

Numerosos líderes del Congreso también participaron y, de hecho, el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, viajó a Charleston con Obama en el avión presidencial.

fuente:eldiariony.com

Compartir...

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*